miércoles, 14 de noviembre de 2007

Pausa

Bueno, disculparán mi "optimismo" pero también hay que aprovechar los momentos así para pensar, y que conste que como bien saben los que me conocen, estoy convencido de que a este mundo venimos a ser felices, así que no estoy peleado con la buena vida.
El otro día estaba leyendo un análisis excelente en Diplomatie de Julio-Agosto, sobre Darfour, y por supuesto uno termina pensando en Ruanda, y muchos otros ejemplos típicos de "bestialidad humana". Y entrecomillo la expresión porque las "bestias" no se comportan de manera aberrante y esas situaciones no merecen ser llamadas "humanas".
En fin, que para colmo también vi "Blood diamond" y no tuve más que preguntarle al amigo que estaba junto:
"¿Tu crees que Dios esté enojado con los hombres o solo decepcionado?"
Sí, son esas preguntas retóricas sin respuesta correcta, pero que importan en sí mismas.
El caso es que las atrocidades del mundo a muchos les importan un comino porque no les suceden a ellos o porque piensan que lo que sucede a miles de kilómetros de distancia, simplemente no sucede.
Y si lo pensamos, así actuamos en nuestra vida diaria, el las cosas más pequeñas. El dolor ajeno nos importa muy poco en tanto estemos relativamente agusto o entretenidos, pero yo me pregunto, si relativizamos todo y lo "correcto" ya solo es una burla, y ya a nadie le importa entonces creo que merecemos Darfour, y Pinochet y Guantánamo y cuanta mierda sucede en el mundo y definitivamente no tenemos derecho a quejarnos de lo que nos pasa en nuestras vidas cotidianas.
¿Tiras basura por la ventanilla de tu auto? Bueno, mañana no te quejes de las inundaciones porque se tapó el drenaje.
¿Dejas todo el día prendida la luz aunque no la uses? Bueno, mañana no te quejes de los cambios climáticos y que cada día la gasolina está más cara.
¿Te da flojera o apatía votar -suponiendo que tienes ese derecho- y si lo haces, no lo piensas bien? Ah, pues ya sabes, las quejas sobre el gobierno, ni al caso.
¿Uno de tus amigos es corrupto o simplemente hace cosas que afectan a los demás y tú no eres capaz de decírselo, porque se puede molestar? Bueno, mañana nadie le hará notar al que te estafa, engaña, roba o traiciona que eso está mal y hasta se sentirá bien haciéndolo.
Y si mañana no puedes confiar en los que te rodean o peor aún, ni en ti mismo y los demás no confían en ti, quizá sea porque también has tenido tu parte de responsabilidad.
Pero señores, seamos irresponsables e insensibles, al fin que la libertad eso significa hoy en día, al menos para las masas... Total, en cien años todos estaremos muertos y ¿quién soy yo para venir con discursos moralinos? Mejor regresemos a nuestras realidades virtuales y escribamos algo entretenido y superficial en nuestros blogs.

1 comentario:

  1. Creo q Dios esta tanto enojado como desepcionado no de su supuesta creacion aunque la verdad pues yo tambien lo estaria si fuera el ....... pero bueno crreo que tambien el ser humano tiene mucha culpa de lo q pasa por que a veces des por sentado las cosas o simplemente que alguien mas lo haga xq yo creo que asi es la mayor parte de las veces... pero si por lo menos deberiamos hacer aunque sea el minomo esfuerso para cambiar las cosas y no ser tan superficiales aunque de ves en cuando esta bien madar todo a la chingada y ser asi vale madre jaja o no ????

    ResponderEliminar